El mundo se desmoronaba poco a poco al comprobar día tras día que mi maravilloso hijo se escurría de entre mis manos, se escapaba sigilosamente abandonando todo lo que había aprendido hasta ese momento. Había sido atrapado por un inesperado alud de tinieblas llamado autismo.

Y se hizo la luz

Bienvenidos a este blog. Espacio dedicado a la discapacidad en general, pero mas concretamente a los trastornos del espectro autista (TEA ). En él, trato de reflejar mi experiencia como profesional de la educación y madre de una persona con autismo.



25/4/10

DÍAS TRISTES, DÍAS CLAROS

Hay días tristes, hay días claros. En los primeros sufro, porque son momentos de tinieblas y oscuridad, en los que de pronto una misteriosa fuerza nos atrae y nos devuelve al pasado, para perder, durante un tiempo, lo que tantos años y esfuerzo nos ha costado alcanzar. Es entonces cuando el abatimiento y la desesperación me invaden y siento que no tengo más fuerzas, casi podría decir que me "rindo" -me falta el aire, me ahogo- porque soy incapaz de volver a intentarlo. Ya he dejado toda mi energía y voluntad en el camino; siento que no tengo mas NADA para ayudar a mi hijo, porque me he vaciado del todo, he exprimido hasta la última gota de empeño y esperanza. Solo queda resignarme y quererle con mas fuerzas todavía; demostrarle solo eso, mi amor, que es lo único inmenso e inagotable.


Afortunadamente con el paso de las horas, los días.....todo, poco a poco, parece recomponerse y empieza a salir el sol; llegan los días claros. Lentamente volvemos a reconquistar los logros que creía haber perdido y, otra vez, recuperamos las alas que nos hacen volar y sentirnos libres, sin el pesado lastre del autismo. Son éstos unos días luminosos en los que nos sentimos muy felices y mientras crece la complicidad entre nosotros, nos olvidamos del autismo y nos dedicamos a vivir la vida creyendo que va a ser siempre así, que no hay marcha atrás y todo va a ir cada vez mejor, pero, cuando menos lo esperas..... de nuevo el cielo se vuelve a nublar y nos inunda de oscuridad y temor.

8 comentarios:

mara dijo...

Tus palabras me encogen el corazon, no puedo imaginarme lo que debes sentir aunque estemos en el mismo navío cada dia tengo mas claro que van todos en barcos diferentes pero en la misma dirección y cada capitan decide como llevar su barco y si merece la pena navegar o quedarse a la deriva porque sentimos que ya no tenemos voluntad y que no encontraremos esa isla ideal donde podrían ser felices.
Muchos animos Juani y de corazon que solo vivais dias mas claros que tristes

María mamá de Javi dijo...

Juani, como te entiendo. Yo digo que vida es como una montaña rusa, cuesta mucho subir, para luego bajar rápidamente. Te mando mucho ánimo, y que vengan muchos días felices. Y para los malos, menos mal que contamos con esa fuente de energía que es el amor de madre.
Un beso grande

maria gloria dijo...

Juani se lo que es sentir ya sin animo pero gracias a Dios tenemos fé y eso nos ayuda a seguir adelante, fuerza qeu vendran dias llenos de sol, besos

Anónimo dijo...

Hola: Soy madre de un autista con 24 años. Estoy asombrada por lo que he leido de Juani. Conozco a muchos niños con este problema, pues por desgracia hay bastantes en el Centro de Día al que acude mi hijo, pero curiosamente no hay uno igual a otro. He podido leer brevemente por encima algo de lo escrito por Juani desde que su hijo era pequeño hasta ahora, y es que parece que soy yo la que está escribiendo. Coincide con todo lo vivido con mi hijo desde pequeño hasta ahora. Estoy alucinando. Hasta se parecen los dos en lo guapos que son. Un saludo, desde Jerez, Paqui.

francisca dijo...

Animo Juani. Tienes un hijo encantador. Tiene muchas similitudes con el mío. Es verdad que están al loro, lo que cuentas de él, también nos pasa a nosotros. Son geniales, nuestra felicidad. No podemos estar tristes, si somos felices ellos lo son. A ver si cargo una foto de mi hijo para que lo conozcas. Un beso desde Jerez, Paqui.

Juani dijo...

Gracias a Mara, María y Maria Gloria por vuestras palabras de ánimo. El día que escribí esa entrada estaba bastante decaída por diversos motivos, algunos no tenían nada que ver con Juan Luis, el resultado es que en esos días todo lo ves negro. Afortunadamente son los menos y siempr, solo con verlos, hay motivos para alegrarse y tirar para arriba. Besos.

Paqui me alegra mucho que te hayas pasado por aquí y nos hayamos encontrado para poder compartir mas cosas sobres nuestros hijos. Besos.

Hope dijo...

Juani, me ha emocionado muchísimo leerte.

Me pareces una mujer muy valiente y luchadora.

Tienes toda mi admiración.

Adelante!!!

Juani dijo...

Gracias a tí Hope,eres una maravillosa tita y mejor persona y eso si que tiene mérito. Un beso.